miércoles, agosto 24, 2011

El Hellboy que no tengo


Durante las fiestas de Gràcia, fuimos a comer a un restaurante de menú, de esos con salvamanteles de papel. Si me pones un salvamanteles de papel blanco delante me pongo de los nervios sino puedo garabatearlo, así que me puse al tema. Como tardaban en atendernos, pues me dió tiempo a hacer un Hellboy chungo...

Cuando trajeron la comida, pues le di la vuelta al salvamanteles y lo usé como tal. Así que cuando lo retomé después de la comida, tenía un par de hermosas manchurracas de aceite....Y lo acabé.

Total, que cuando lo estoy acabando, me pregunta un tío de la otra mesa...."Oye, qué vas a hacer con ese dibujo?" Pues lo normal, dejarlo aquí. " Me lo regalas?"....Pos vale :P.

Luego, los compañeros me hicieron notar que...nos podría haber invitado a algo, el tío listo XD!!

2 comentarios:

Javier Martinez dijo...

Tio, eres tonto... como mínimo comida gratis!!

Nunca llegarás a nada...

Guillermo Mendoza dijo...

Lo sé, lo sé...

...pero si hubiera sido una pelirroja espectacular, al menos le saco el teléfono y una cena ( que acabaría pagando yo, no hay duda...)!!!